viernes, marzo 14, 2008

Libros obligados

“Un libro es un regalo estupendo, porque muchas personas sólo leen para no tener que pensar”. (André Maurois)

Empecé a leer tarde. No fui niño de Los cinco, Los Hollister o el Barco de vapor. En el colegio me enseñaron a odiar la literatura de la mejor manera posible: obligándome a leer en casa bajo amenaza de suspenso. Mal. Por eso me pasé a los rotuladores y a los soldaditos tras copiar los resúmenes de aquellos libros obligados a mis compañeros.

Hoy, lector habitual, no suelo cuajar con la gente que “devora” libros, que lee “de todo”, los “grandes lectores”. Me diferencio de estos librívoros en que para mí leer no es un placer como lo pueda ser beber, fumar, comer o follar, sino un esfuerzo. Me explico: el libro exige concentración, dejar de hacer otras cosas más fáciles y ociosas, demanda tiempo y pide soledad.

No concibo la literatura como una diversión. No compro un libro y pienso “¡chupi, cómo me lo voy a pasar con estas 800 páginas sobre un niño mago!” o “¡canastos, un tocho sobre lo que esconde la Mona Lisa en su sonrisa, ideal para el metro!”. Para divertirme elijo otras cosas, no libros, por eso el mundo del best seller me deja absolutamente turulato.

Nunca me he leído un libro sólo para entretenerme, como no he buscado amigos sólo para que me entretengan. Y cuando alguien me dice “me ha entretenido mucho tu libro” me sube el ego, pero enseguida pregunto: ¿Y…?

Para mí, un ensayo tiene que ser ameno, debe poseer una buena tesis y buena información, y una novela debe tener personajes con los que logre cierta o total empatía y pensamientos que me parezcan reveladores. Debe tener peso, pero no en páginas, sino en ideas, debe tener detrás a un autor que se ha sacado las tripas con arrojo e inteligencia. Sólo entonces la novela se convierte en un camarada.

20 comentarios:

Awake at last dijo...

¿Encontrarte con "personajes con los que logre cierta o total empatía y pensamientos que me parezcan reveladores" te resulta un esfuerzo? Pues sí que eres vago, xiquet, :-P

Mks.

IVÁN REGUERA dijo...

Awake: MUCHO.

Israel "Yojimbo" Nava dijo...

Ojo, esos best-seller sirven para momentos Metro de Madrid u otro tipo de transporte.

Nunca concibo ni concebí leer un libro haciendo otra cosa y sin estar en tranquilidad. Pero para los momentos que no son así están los periódicos gratuitos y las novelas best-seller. Eso si, lo más probable es que no te enteres de nada o no lo recuerdes.

Marta G.Brea dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Marta G.Brea dijo...

Como decía Conrad, "el autor sólo escribe la mitad del libro, de la otra mitad debe ocuparse el lector". Por eso mismo no hay dos personas que lean el mismo libro.

Es interesante también descubrir como un libro determinado en un momento crucial de tu vida puede ayudar a cambiarla y mejorarla.

Y desde luego nunca obligar a leer, pero sí que creo que es necesario incentivar la lectura, sobre todo en edades tempranas.

fridwulfa dijo...

No te diré que no tengas razón en algunas de las cosas que dices, Iván, y desde luego es tu experiencia y tu vivencia y tu forma de ver y vivir la literatura, pero...
Ese elitismo mal entendido de catalogar automáticamente todo "best-seller" como literatura fácil sin profundidad y sin nada que aportar, por el mero hecho de que ha vendido 200 millones de ejemplares, me pone del hígado.
No confundamos, y dejemos claro de una puñetera vez, no siempre 200 millones de compradores aciertan, a veces, de chiripa, hay grandes, grandísimos, imperdibles libros en las listas de los más vendidos. :P
En fin, que en ocasiones esos 200 millones de lectores que a vuestro modo de ver sólo buscan la novela ´facil, ligera, simplona, sin capas ni profundidad, que lo que quieren leer es a Corín Tellado o a Zane Grey pero con el sello del grupo Planeta en la portada (por aquello de que luce mucho en el Metro), atinan y lo que compran en masa son auténticas joyas de la literatura. Así que, por favor, por respeto, porque os considero personas cultas, sensatas y con dos dedos de frente, hacedme la cortesía de no catalogar y confundir a vuestro público y no caer en el etiquetismo facilón. Un best-seller es, como su propio nombre indica, un libro que se vende como churros, lo cual no significa automáticamente que SEA un churro en sí mismo.

Pufff. Es que si no lo digo, reviento.
Ea, buen finde a todos

Marta G.Brea dijo...

Frid, suscribo todo tu comentario, es lo que a mí también me hubiese gustado añadir.

Mil gracias, porque así yo tampoco reviento, jejé...

Buen fin de semana para ti también.

Bss

Leo dijo...

Yo aprendí a leer con tres años y medio. Procedo de una familia de lectores compulsivos y desde pequeño leía muchísimo, aunque curiosamente nunca literatura infantil o juvenil. Nunca me ha gustado la literatura "de ficción" y me tiran más otro tipo de libros: por ejemplo, una de las últimas cosas que me compré (a precio de saldo por cierto)fue una enciclopedia ilustrada sobre la historia de la Vespa... Cuando vas por ahí leyendo eso, la cara que se le queda a la gente que habitualmente va con el típico librito-hamburguesa del puto Ken Follet o su diario gratuito en ristre es un poema xD.

Yo también aprendí a odiar la literatura en la escuela. No se puede pedir a un crío de 14 años que se lea "La vida es sueño" de Calderón sin que salga mentalmente trastornado o dispuesto a empuñar un arma y cometer una matanza de cucarachas (aka "gente que va por la calle y tal"). Así nos va, claro. Parte de mi "odio" hacia la literatura de ficción se la debo a la puta escuela de mierda. Ahora entenderán ustedes por qué los padres de, por ejemplo, las hermanas Polgar (grandes ajedrecistas, especialmente Judit) se negaron a llevarlas al colegio y prefirieron educarlas ellos mismos.

Con respecto a los "Best Sellers" estoy con Frid en que generalizar es un error. Aunque ella también debe aceptar que esto es como los 40 Principales en la música: nada impide que en esa emisora se pinchen buenas canciones, pero por cada canción buena suenan 100 que son una puta mierda. Como ocurre con la TV o el cine de Orsoncito Almendrábar o Ridley Spott, la masa no escucha / ve / lee lo que quiere, si no que escucha / ve / lee lo que le dicen que escuche / vea / lea. Sólo así se puede explicar el éxito del peñazo de Harry Potter (hoy ya convertido en Harry Pajas, por aquello de que es adolescente y tal) y de otros truños similares de 1000 páginas rellenadas con divagaciones más propias de alguien que padece una lesión cerebral (Tolkien o Stephen King son dos claros ejemplos, dos más). Puro márketin y sólo eso, por desgracia.

Natxoman dijo...

Yo no se leer.
Los post me los transcribe un asistente personal y por las noches escucho audiobooks narrados por Constantino Romero y Lola Herrera.
Sí tan listos somos y tanto leemos, deberíamos haber entendido enseguida que a los libros a los que Iván hace referencia es a esos que las editoriales empujan a escribir y publican con objetivo Best seller. El Best seller se nace, no se hace. En las mega mesas centrales de Best sellers del Corte Inglés NO te encuentras joyas de la literatura.

Natxoman dijo...

peeeeero (y aquí viene la de cal que neutraliza la de arena)
Tambíen opino que Iván ha hecho un flaco favor al mundo de las letras con su estricta dicotomía "libro sesudo versus libro encefalograma plano". En una especie de arranque bipartidista editorial, creo que ha cometido el error de no ver que hay cientos de novelas con mucha vida y seso que no demandan tanta concentración y cuyo ritmo o tono pueden hacer de la experiencia lectora algo realmente "divertido".
Es al menos, lo que intento crear yo con mi blog.
www.mimoloco.com/colaboradores/natxomania/

Juan Fran dijo...

No os metáis con Tolkie que me cabreo

vane dijo...

No sé Iván, a mi me encanta leer, aunque no me considero una lectora compulsiva. Y si soy sincera conmigo misma, he de decir que sí leo para entretenerme, para evadirme. Llego a casa después de aguantar al cretino de mi jefe durante TODO EL SANTO DÍA...y leo...si. Y me sumerjo en las páginas del libro de turno, y me meto en su historia. Aunque reconozco que requiere un esfuerzo, una concentración, por lo que también soy de las que sólo lee cuando realmente le apetece. Si no...pierde la gracia. Y desgraciadamente soy inconstante y perezosa, por lo que un libro me puede durar meses...

Besos!!

Leo dijo...

Yo también leo por divertirme y evadirme de la realidad, para qué negarlo. La alternativa son las drojas o el alkohol, y a mi edad pues va a ser que no, miren :p.

En todo caso estoy con Natxo en que los Best Sellers son básicamente "literatura hamburguesa" de consumo masivo. El Best Seller no nace, se hace, y si no que se lo digan al autor de ese tostón infumable que es "El Código Da Vinci". O a la JK Rowlin esa.

JUANFRAN: Ponerle los puntos sobre las ies a Tolkien y cagarme en sus putos hobititos me ha costado incluso perder amistades, sin coñas. Así de imbécil es el personal pero es que yo no aguanto a ese personaje, lo siento. Tenía una imaginación desbordante, no lo niego, pero su habilidad para plasmarla en un libro era semejante a la que puede tener un elefante para enebrar una aguja. Vamos, que el tío no tenía ni puta idea de escribir, y la prueba está en lo que te encuentras nada más abrir "El Sopor de los anillos" y comenzar a leerlo. O el Silmarilion ese, sin ir más lejozzzZZZZZZZ.

Perdón, que ya sólo de nombrarlos me duermo :p.

Marta G.Brea dijo...

Yo creo haber entendido a Iván, pero insisto, no se debería generalizar, ya que por puro esnobismo se tiende a pensar que los libros superventas tienen una calidad literaria ínfima. ¿Os parece infumables El nombre de la rosa, Memorias de Adriano, Los pilares de la tierra, las obras de Reverte y Manfredi, y tantos otros?

Lo triste es que en España la mitad de los españoles reconoce no leer un libro en todo el año, y casi otro tanto admite no haber leído un libro en su vida. Es ridículo pensar que toda esa gente empiece a leer a los clásicos u obras de profundo calado intelectual.

Juan Fran dijo...

Es que Leo, Tolkien no escribia novelas, sino leyendas mitológicas, y por lo tanto leer un libro de Tolkien esperando una novela es lo que lleva a la decepción.

Slothpereza dijo...

Ves tú, coincido con el tema best-seller tal fue el asco que le cogí al mes que tardé en leer ese despropósito que todos alaban (los pilares de la tierra) que juré que nunca más. Ahora prefiero los clásicos, aunque cuando me regalan un best seller me lo leo tampoco es plan de renegar de todo. Pero el gusto por el gusto. Como que no. El círculo de lectores ya lo tengo reservado para los catálogos de las exposiciones del prado que pesan mucho y luego te llevas todo el día cargando con el tocho.

Eso sí, si hay algo que odio es el daño que está haciendo la novela histórica. Pero eso no es culpa de los libros por si mismos, sino de mi formación académica.

Leo dijo...

JUANFRAN: Puede que tengas razón, pero desgraciadamente yo a Tolkien no le trago, lo siento. Mi hermano, que es talifán, intentó picarme el gusto por él animándome a leer El Señor en su momento, pues sí que soy bastante fan de los videojuegos basados en las historias de Tolkien, y cuando hace años empecé a picarme con el rol mis primeros pinitos fueron con el juego del Señor de los Anillos, muy adecuado para iniciarse en el RPG. Lo más curioso es que "El Hobbit" sí me gusta. Sigo sin verlo como una joya, pero al estar pensado para un público más infantil resulta mucho menos denso y más vivaz. Me parece lo más tragable que Tolkien escribió en su vida.

fridwulfa dijo...

A mí la trilogía me gustó, en uno de mis ataques compulsivos decidí leer todo Tolkien, agarré el Silmarillion y en la página veinte acabó mi entusiasmo de golpe. :P
Pero estoy de acuerdo en que sus obras no entran dentro de la categoría de novela tal cual.

Slothpereza dijo...

Lo mejor de tolkien, el hobbit. El Señor de los Anillos es un peñazo el primer libro y partes del segundo y del tercero. Y el silmarillon tiene cuentos simpáticos pero no deja de ser una pseudo-biblia intragable

IVÁN REGUERA dijo...

NATXO: Dices: "Hay cientos de novelas con mucha vida y seso que no demandan tanta concentración y cuyo ritmo o tono pueden hacer de la experiencia lectora algo realmente "divertido". Puede que me haya explicado mal, pero si la novela tiene "mucha vida y seso" me gustará.

Frid: Yo he dicho que PASO de best sellers. Pero paso yo, que la gente haga lo que le de la gana con sus ratos libres...