viernes, junio 26, 2009

MAICOL

Me importa un huevo cómo era Michael Jackson. Si su padre le cascaba, si tenía la cara de caucho, si le gustaban los niños o si le iban los koalas. Lo que importa es que fue una máquina de hacer pop, un pop inmenso. Jackson fue tan parte de la cultura popular como el jodido Mickey Mouse.

Alguien me ha recordado hoy aquella nochevieja en la que Televisión Española estrenó el video clip ‘Thriller'. La que montó Jackson con John Landis tras la cámara fue absolutamente legendario.

Mis canciones favoritas: Smooth Criminal, Another Part of Me, Say Say Say (con McCartney), Billie Jean y Can You Feel It (con los Jackson 5). La favorita de favoritas: The Way You Make Me Feel. ¡Qué temazo!

Bye, Michael. O Maicol, como lo llamaban los cachondos de El Jueves y un profesor mío de los tiempos de EGB.

8 comentarios:

Leo dijo...

En Computer Age ya le hicimos un homenaje cuando terciaba, cuando aún estaba vivo (bueno, así así):

http://www.computer-age.net/cine/moonwalker

Y el hecho de que digas que te mola Smooth Criminal, que es un truñaco de tema, suponen diez puntos menos dentro de mi clasificación personal de gurús musicales. ¡Válgame Cristo, qué horror!.

IVAN REGUERA dijo...

Leo: Nada, no tienes ni idea, Rojo.

Leo dijo...

Dos artículos esclarecedores (o estremecedores, según se mire) de la siempre insigne LPD:

http://www.lapaginadefinitiva.com/dbactualidad/actualidades/162

http://www.lapaginadefinitiva.com/politica/internacional/34.htm

El segundo de ellos genial. No se lo pierdan, en serio.

IVAN REGUERA dijo...

Leo: No le falta razón en muchas cosas a Manuel de la Fuente, pero reducir a Jackson a "un enfermo mental que soluciona sus problemas a golpe de talonario y llevándose la mano a los huevos con un bailecito" es un poco pobre. Me temo.

Leo dijo...

IVÁN: Hombre, a los de LPD tampoco hay que tomárselos demasiado en serio porque son, en esencia, unos cachondos que se toman todo a guasa ;-).

Eso no quita para que el artículo en el que se habla del Reaganismo como impulsor máximo de fenómenos como el de Jackson sea, a mi entender, uno de los mejores que se han publicado nunca en esa Web. De hecho el análisis está muy bien razonado, creo yo.

Y no nos engañemos: Jackson, dejando a un lado su presumible talento y su enorme influencia en la música popular, no fue más que otro icono prefabricado que fue abandonado a su suerte cuando dejó de estar de moda y dejó de ser rentable. Como tantos otros pero con algo más de talento y de apoyo mediático, supongo.

especies dijo...

Me parece muy bonito que para su despedida hayas elegido una foto de cuando era pequeño, habida cuenta de la cantidad de fotos llamativas que hay de cuando se hizo tan raro, pobrecito.

IVAN REGUERA dijo...

Especies: Me alegra mucho que te fijes en ese detalle. Ante la mierda mediática que vamos a soportar, mejor recordarle así.

Juan Fran dijo...

Pues yo que queréis que os diga, estoy triste, porque junto a Mccartney era mi favorito.
Me gustaba lo que hacía y cómo lo hacia.

Smooth criminal es un pedaso de cansión y un pedaso de corto musical